Intel presenta su nueva generación de procesadores Kaby Lake

Intel ha anunciado el lanzamiento de los procesadores de séptima generación Kaby Lake. Se trata de una renovación de los Skylake con la misma tecnología de 14nm, pero con algunas mejoras en la eficiencia y rendimiento. El chip está destinado a ser un puente hasta que lleguen los 10nm con los Cannonlake previstos para el 2017.

El principal mercado de los primeros Kaby Lake son los ordenadores portátiles y los 2-en-1 que podrán equiparlo a partir de septiembre. Se trata de una buena oportunidad para que Apple renueve sus MacBook Pro o para que sean la elección de Microsoft en su próxima Surface, que en su anterior versión con Skylake tuvo (al igual que otros fabricantes) algunos problemas con la administración de energía. La versión para equipos de escritorio o portátiles para jugar de los Kaby Lake no se espera hasta inicios del próximo año.

La ventaja de Kaby Lake se encuentra especialmente en la eficiencia. Intel afirma que estos procesadores son 10 veces más eficientes, en términos de rendimiento por vatio, que los de la primera generación. También ofrecen un rendimiento de procesado un 12% mayor que sus predecesores. Falta ver si los números de Intel se trasladan a algo tangible para el usuario.

 

 

 

Los procesadores Kaby Lake cuentan con soporte nativo para Thunderbolt 3, mejoran el rendimiento al reproducir vídeos 4K UHD y según Intel también ayudarán a mejorar la duración de la batería. Seguramente la mayoría de dispositivos portátiles que veamos a partir de septiembre equipen un procesador Core M3, Core i3, Core i5 y Core i7 de la generación Kaby Lake. Es posible que entre ellos veamos un portátil con un grosor menor de 10 milímetros.

 

Buscador

 

Twitter

Servidores Linux
Soporte Técnico
Hardware
Alquiler de Impresoras
Diseño y Desarrollos
Posicionamiento web
Hosting - Cloud
Email Marketing
Telefonía
Conectividad
Cámaras de seguridad
Controles de acceso